Presentan el proyecto “Caldas da Rainha , Patrimonio de las Aguas”

Presentan el proyecto “Caldas da Rainha , Patrimonio de las Aguas”

La villa termal de Caldas da Rainha nació de las aguas y dio al mundo el mas antiguo de los hospitales termales y a la vez la primera gran unidad asistencial en Portugal. Cinco siglos más tarde, el Hospital Termal mantiene su vocación terapéutica mientras se adoptan medidas para su reordenación, en el marco de un proyecto de desarrollo termal, presentado en el II Encuentro de Ciudades Termales, celebrado en Termatalia.

Considerado el precursor del termalismo científico de la Europa del siglo XVIII, el Hospital Termal está siendo objeto de estudio para preservar su valor patrimonial. El proyecto contempla crear una Centro Reumatológico Nacional como unidad de investigación, enseñanza y terapia asociada al edificio hospitalario, se fundamenta en la oportunidad de aprovechar las cualidades terapéuticas de sus aguas termales y la necesidad de una formación avanzada de estos especialistas en Hidrología Médica.

El proyecto de desarrollo termal en la villa portuguesa, prevé la creación de un Centro del Conocimiento del Termalismo que articule su enseñanza y la práctica profesional mediante un Centro Reumatológico de ámbito nacional con especialidades de Reumatología, Medicina Física y Rehabilitación e Hidrología Médica, además del fomento de la investigación a través de un Centro Internacional de Estudios asociados.

HOSPITAL TERMAL

Según explica Jorge Mangorrinha, responsable municipal de las termas,
” el Centro Reumatológico Nacional asociado al Hospital Termal se justifica por la oportunidad de aprovechamiento de las comprobadas cualidades terapéuticas de las aguas termales de Caldas da Rainha en el tratamiento de las enfermedades reumatológicas. Así como por la capacidad de oferta clínica de la estancia termal y de la formación avanzada en la hidrología médica ” .

” En el contexto del actual sistema de salud- indica- ampliar o focalizar las funciones del Hospital Termal en las necesidades de la población y en potenciar los recursos locales es estratégicamente importante. Esto más allá de los permanencia de sus valores de origen, o sea, como hospital para servir a la población portuguesa, esencialmente a los mas desfavorecidos, apoyado con un servicio social y al mismo tiempo con una medicina perfectamente actualizada”.

Para los responsables del proyecto , resulta fundamental un mayor reconocimiento por parte de la clase médica para lograr una mayor demanda, teniendo en cuenta que la presencia de reumatólogos en la hidrología médica supondría prescribir una cura termal para los pacientes de estas patologías.

Consciente de que la Reumatología en Portugal tiene un peso aún muy escaso, a pesar de ser un tipo de enfermedad que afecta a muchos portugueses, el responsable del área termal en Caldas da Rainha considera que ” el edificio del Hospital Termal y los pabellones anexos, potenciarían la integración de este centro reumatológico en sus instalaciones, así como la Escuela Nacional de Termalismo como unidad de investigación y enseñanza, en la doble vertiente de salud y turismo”.

PATRIMONIO TERMAL

El desarrollo termal que se perfila para Caldas da Rainha prevé un modelo de gestión integrada, basada en una responsabilidad compartida entre la administración central, el municipio y la iniciativa privada.

A la protección patrimonial se une la construcción de una nueva UNIDAD TERMAL que contemple las áreas de la salud y del ocio, así como la de la medicina deportiva, respondiendo de ese modo a las exigencias actuales de prestación de servicios de salud y oferta de equipamientos e infraestructuras destinados a la hidroterapia y al ocio.

La existencia de una nueva unidad permitirá la oferta de una mayor diversidad de prácticas crenoterápicas, hidrológicas y de rehabilitación física, atendiendo a una respuesta más amplia, tanto en las terapias clásicas como en los programas de bienestar.

” Paralelamente- explica el concejal de las termas – la construcción de esta nueva unidad permite liberar el actual edificio del HOSPITAL TERMAL para usos compatibles con su clasificación como Monumento Nacional y núcleo de Conocimiento, cultura y ocio, sin que para tal cese su actividad. La protección del Hospital Termal pasa por medidas a adoptar en los dominios de la refuncionalización, conservación, rehabilitación del edificio hospitalario, cuyo valor histórico, científico y artístico se revela decisivo para una apuesta estratégicamente sostenida, justificándose por la necesidad de impedir su descaracterización “.

En este sentido, J. Mangorrinha es tajante. ” Cualquier intervención en el secular edificio hospitalario debe ser realizada de forma que mantenga la integridad y el valor patrimonial del inmueble. Las obras de conservación deben incidir sobre todo en las patologías estructurales, desde la conservación de las galerías subterráneas a la de los materiales pétreos (degradados por la sobrecarga estructural o erosión por efecto de las aguas y deficiente ventilación de los respectivos compartimentos).”

Cabe recordar que el Conjunto Termal de Caldas da Rainha está formado por un área de cerca de 30 hectáreas en el centro mismo de la ciudad. Se trata de edificios históricos y de una extensa área de arbolado y parque.

Finalmente indicar que entre otras acciones de este ambicioso proyecto se incluye la creación de la marca ” Caldas da Rainha : Patrimonio de las Aguas , que deberá estar asociada a todas las iniciativas de promoción de la ciudad y su actividad económica, especialmente el termalismo, el turismo, el comercio, el deporta y la oferta cultural.

 

por Dra.. Mayte Suárez Santos.
Consultora Europea de Turismo y Gestión Termal
Ver CV actualizado
Editora de GRUPO TERMAS Y RUTAS SALUDABLES
Asesora de Termalismo Internacional de TermaSalud.com
http://www.termasworld.com